www.nexotur.com

Los hoteleros tinerfeños reclaman una mayor promoción, más conexiones aéreas y la remodelación de los establecimientos

También se ha planteado la necesidad de mejorar los programas de formación para los profesionales del sector hotelero

martes 25 de septiembre de 2007, 01:00h

Las asociaciones de Tenerife ASHOTEL, CEOE-Tenerife, CEST y la Cámara de Comercio de la ciudad han analizado la situación actual de la isla y su futuro como destino. Entre las principales actuaciones que demandan están una mayor promoción, una ampliación de las conexiones con los principales mercados y la rehabilitación de la planta hotelera.

En el marco de las jornadas sobre turismo denominadas Turismo: Presente y Futuro, la Asociación Hotelera y Extrahotelera de Tenerife, La Palma, La Gomera y El Hierro (ASHOTEL), CEOE-Tenerife, la Cámara de Comercio y el Círculo de Empresarios y Profesionales del Sur de Tenerife (CEST) han analizado la situación actual del Sector y los principales problemas a los que se enfrenta.

El presidente de ASHOTEL, Fernando Cabrera, ha destacado en su intervención, como una de las principales amenazas para el turismo, la competencia con otros destinos emergentes fundamentalmente del Mediterráneo como Marruecos, Turquía o Egipto. En este sentido, Cabrera ha afirmado que estos países "están haciendo unas labores de promoción muy fuertes para atraer al principal mercado emisor de la isla, el europeo, y que para contrarrestar esto es necesario invertir más en promoción tanto en los destinos tradicionales como en los nuevos".

A continuación, el presidente de los hoteleros ha señalado "la disponibilidad de plazas aéreas como otro de los problemas del turismo en Tenerife" y ha planteado "la necesidad de aumentar en torno al 50% las conexiones directas de las líneas regulares y de bajo coste con los principales mercados". Del mismo modo, Cabrera ha mostrado su apoyo a la ampliación del aeropuerto de Los Rodeos y ha destacado el déficit que existe en la isla "en materia de infraestructuras de transporte y comunicaciones".

Acerca de la remodelación de la planta hotelera y comercial, el máximo responsable de ASHOTEL ha afirmado que ésta se ha visto afectada "por la falta de los instrumentos correspondientes en la Ley de Directrices" y que es necesario "diseñar un Plan Integral de Rehabilitación en cada uno de los municipios tinerfeños".

Por último, Cabrera ha apostado por mejorar la formación de los profesionales "mediante la creación de un Plan Regional que identifique las necesidades del Sector a corto y medio plazo y coordinar todos los recursos para ofrecer una formación de mayor nivel tanto a los profesionales en activo como a los desempleados".

Importancia del turismo para la sociedad

En su intervención, el presidente del CEST, Pedro Luis Suárez, ha afirmado que es necesario que el pueblo canario se conciencie de la importancia del turismo para su bienestar. "El escenario ha cambiado; ya no viene el turismo solo sino que hay que convencerles para que venga. Si no existe la percepción de que hay que mimar al turista, difícilmente se conseguirá que vuelva o repita".

Suárez ha abogado también por que se defina de manera concreta el modelo económico de Canarias ya que tras la publicación de las Directrices "ha sido modificado por la intervención directa de los poderes públicos y hace falta un documento normativo del Gobierno de las Islas que regule el nuevo modelo y dé nueva confianza al sector privado".

Por su parte, el presidente de la Cámara de Comercio de Santa Cruz de Tenerife, Ignacio González, ha opinado que el verdadero Talón de Aquiles del sector turístico en Canarias "ha sido la ausencia de una dirección clara que defina estrategias y objetivos comunes" y que es necesario conseguir "la unidad de acción del sector empresarial y de las administraciones públicas para abordar con éxito un plan de renovación competitiva de la oferta turística del archipiélago".

Por último, el presidente de CEOE-Tenerife, José Fernando Rodríguez, ha planteado la elaboración "de un programa integral de rehabilitación de las infraestructuras públicas de las principales zonas turísticas y un mayor apoyo a los proyectos de remodelación diseñados por el sector privado".