www.nexotur.com

SE PREVÉ UNA SEMANA SANTA Y UNA PRIMAVERA DIFÍCILES

CEHAT traslada las negativas expectativas de los hoteleros para estos meses respecto al año pasado

Molas llama a no dejarse llevar por ‘análisis poco profundos’ sobre una supuesta salud óptima del Sector

martes 26 de marzo de 2013, 01:00h

Para los hoteleros españoles las previsiones son negativas por primera vez en cuatro años. Entre las principales causas señalan acontecimientos como la huelga de Iberia, recientemente desconvocada; el concurso de Orizonia; la conectividad aérea en algunos destinos (como Canarias) y el retraso en las reservas.

Las expectativas de los hoteleros de cara a Semana Santa y la temporada de primavera 2013 son negativas respecto a la misma época del año pasado, según el Observatorio de la Industria Hotelera, elaborado por PwC para CEHAT. El índice OHE General, que recoge las perspectivas de los hoteleros (OHE Hotelero) junto con las previsiones macroeconómicas (OHE Macroeconómico), cae un 3% respecto a la temporada de Semana Santa del año pasado y se sitúa en los 39,57 puntos. Las expectativas son negativas por primera vez en los últimos cuatro años debido a diversos aspectos como la subida de las tasas aeroportuarias, la huelga de Iberia, recientemente desconvocada, y la tendencia cada vez más marcada en las reservas de última hora.
 
Juan Molas, presidente de CEHAT, ha insistido en explicar que "frente a los análisis poco profundos que indican que el sector turístico español goza de una salud óptima, existe una realidad incontestable. El turista español está sufriendo una crisis de consumo que queda patente en una dramática caída del número de viajes contratados. Hay zonas en España donde no llegan los turistas extranjeros que han tenido la peor temporada de los últimos diez años. Pero además, noticias como las de Orizonia o Iberia son muy malas también para el turismo extranjero. Necesitamos medidas de estimulo y de confianza. Hay que poner remedio porque nos jugamos mucho".

OHE Hotelero
 
El OHE Hotelero, que mide las perspectivas de los hoteleros relativas a las pernoctaciones, ofertas de plazas, rentabilidad, estancia y precio medio, promociones y publicidad; se sitúa en los 36,12 puntos, lo que supone una caída del 23% respecto a la Semana Santa anterior. Por su parte, el OHE Macroeconómico sube un 119% hasta los 49,93 puntos, debido a unas expectativas macroeconómicas sensiblemente mejores que las de Semana Santa de 2012.
 
La rebaja de las perspectivas hoteleras se refleja en una caída de la práctica totalidad de factores analizados en el OHE Hotelero salvo en oferta de plazas, estancia media, esfuerzo promocional y gasto publicitario cuyas estimaciones son de estabilidad. Resulta especialmente significativa la caída prevista en rentabilidad que ha descendido hasta los 26,1 puntos desde los 50,09 de 2012. El índice de pernoctaciones cae hasta los 40,9 puntos mostrando una perspectiva de empeoramiento. Las predicciones apuntan a que el número de viajeros nacionales descenderá, aunque se espera que aumenten los viajeros procedentes de Reino Unido o Países Nórdicos con respecto a la temporada anterior.
 
La estancia media aumentará ligeramente, si bien casi siempre en el tramo de estancias de menos de 3 días. En cuanto a la oferta de plazas, no se perciben grandes cambios en las expectativas de los hoteleros. El 85,32% de los encuestados cree que se mantendrá igual que en el mismo periodo del año pasado.