www.nexotur.com

TENDENCIAS DE LOS VIAJES DE INCENTIVO EN 2020

Longarte: ‘Nuestra propuesta de valor es crear experiencias corporativas 360º’

jueves 02 de enero de 2020, 07:00h
Javier Longarte, country manager de BCD m&e Spain.
Ampliar
Javier Longarte, country manager de BCD m&e Spain.
Los viajes de incentivo en 2020 serán éticos, con contenido y con valor. Así lo asegura Javier Longarte, country manager de BCD m&e Spain, señalando que "los viajes de incentivos han experimentado un cambio notable en los últimos años, que refleja cómo ha evolucionado nuestra sociedad en cuanto a valores éticos y culturales".

Longarte afirma que "la crisis obligó a las empresas a replantearse no sólo sus presupuestos, sino también su imagen. Por ello, los viajes ostentosos dejaron paso a otras propuestas en las que entraba en juego eso que se ha dado en llamar 'el nuevo lujo', que no es otra cosa que la vivencia, el flow experiencial que marca al asistente a un viaje de incentivos y le genera un impacto positivo y mucho más persistente en el tiempo".

En este camino entra el papel de la agencia y su creatividad, "de encontrar un hilo argumental, un contenido creativo que dé sentido al viaje de incentivos en sí y que provoque un verdadero engagement en el viajero", destaca Longarte, quien añade que, "al mismo tiempo, se apuesta por viajes más cortos en el tiempo pero más valiosos para la proyección profesional de los empleados y clientes, y siempre marcados por la digitalización y la tecnología como herramienta fundamental de cada fase del viaje, pero también de la experiencia que viven en él los clientes".

"Los viajes de incentivos serán sostenibles o no serán"

"Nuestra propuesta de valor es crear experiencias corporativas 360º —asegura el country manager de BCD m&e Spain—, que incluyen no sólo el diseño al detalle del viaje de incentivos, sino también una infraestructura logística que permita que los clientes internos y externos viajen seguros y sobre todo que vivan y sientan el programa de incentivo creado antes, durante y después, con la filosofía de que el viaje no acaba al llegar de nuevo a la oficina, sino que sus efectos perduran y se multiplican en el tiempo".

Experiencias y sostenibilidad

Dos factores marcarán los viajes de incentivo en 2020: por un lado, la generación de experiencias, incluida la aportación de tecnología; y por otro, la sostenibilidad. Javier Longarte comenta que "los clientes internos y externos de viajes de incentivos quieren vivir experiencias, y cada vez más, porque toma protagonismo la generación millennial, que quiere más tecnología, más rapidez, más flexibilidad y también más y mejor atención al cliente. Pero generar experiencias que marquen a los clientes no es fácil: vivimos rodeados de estímulos y, por ello, en BCD m&e apostamos por propuestas creativas y disruptivas que marquen la diferencia y que fanaticen, es decir, que conviertan a los asistentes en verdaderos fans de la marca".

Finalmente, en BCD m&e aseguran que "los viajes de incentivos serán sostenibles o no serán". "Las empresas tienen claro que son actores fundamentales en el desarrollo social y es por ello que en muchas ocasiones –y cada vez más– se buscan viajes de incentivos con un contenido de RSC, que genere un impacto positivo en las comunidades de destino y, por supuesto, en las personas que van a vivir la experiencia", concluye Javier Longarte.