www.nexotur.com
Antonio Vázquez

Antonio Vázquez

martes 19 de febrero de 2013, 01:00h
El presidente de Iberia y el equipo gestor han encarado el despido de 3.800 empleados, como medida previa para hacer viable la aerolínea. En los nueve primeros meses de 2012, Iberia perdió 262 millones de euros, generando la lógica alarma en IAG. Es de esperar que no haya nuevas intromisiones del Gobierno en una decisión empresarial con la que Iberia se juega su futuro, y que las huelgas pasen a ser, lo antes posible, un mal recuerdo.