www.nexotur.com

FLEXIBILIDAD EN EL PAGO DEL CANON

El Ayuntamiento de Palma de Mallorca publica las nuevas bases de gestión para el palacio de congresos

El Consistorio apuesta ‘por poner esta infraestructura únicamente en manos de empresas de primer nivel’

miércoles 27 de junio de 2012, 01:00h

El teniente de alcalde de Infraestructuras, Coordinación Territorial de Palma de Mallorca y presidente del Consejo de Administración del Palacio de Congresos de Palma, Sebastián Sansó, y el gerente del Palacio, Ignacio Jiménez, han informado de las nuevas bases para la gestión y explotación del complejo.

El Consejo de Administración de Palau de Congressos de Palma S.A. ha aprobado el texto definitivo del Pliego de Bases que regirá el concurso para la gestión y explotación durante 40 años del conjunto de instalaciones que componen el complejo del Palacio de Congresos de Palma. Se licitará un único concurso por el conjunto de la infraestructura, si bien será posible que se presente o bien una única empresa para la gestión del conjunto o bien dos o más empresas agrupadas en UTE.

Dadas las especiales circunstancias del contexto económico nacional e internacional, se ha buscado una fórmula que permita conjugar los intereses de la sociedad pública Palau de Congressos Palma de Mallorca S.A., por un lado, y los de los potenciales licitadores, por otro. En este sentido, las condiciones económicas establecidas garantizan a Palau de Congressos la percepción de unos ingresos recurrentes que servirán para cubrir una parte importante de los costes de financiación del proyecto, y al mismo tiempo se arbitran diferentes formas de pago de los compromisos económicos que tendrá que asumir la empresa que resulte adjudicataria, lo cual facilitará a ésta optar por el mecanismo que mejor encaje en su estrategia financiera.

Esta flexibilidad, que no afecta a los intereses de la sociedad pública, hace más atractivo el concurso a los potenciales licitadores, según han comunicado. Sebastián Sansó ha manifestado que "no podemos ser ajenos al hecho de que estamos licitando este concurso en el que posiblemente sea el peor momento de la historia económica reciente de nuestro país, y ello necesariamente nos obliga a buscar fórmulas que permitan atender no sólo a nuestros intereses como Administración, sino también facilitar la concurrencia lo más posible".

Detalles económicos

Asimismo, ha señalado que "lo que no hemos alterado ni rebajado son los mínimos de solvencia que deben cumplir los licitadores, ya que seguimos apostando por poner esta infraestructura únicamente en manos de empresas de primer nivel, nacional e internacional". En este sentido, el gerente del Palau de Congressos, Ignacio Jiménez, ha detallado los cambios realizados en el pliego, que por un lado son, el canon, que se establece en ocho millones de euros aunque con una "cierta" flexibilidad en cuanto a la forma en la que podrá ser satisfecho por parte de los potenciales licitadores ya que podrán realizarlo de tres maneras diferentes.

La primera manera es abonando íntegramente los ocho millones al inicio del contrato o bien el 50% al inicio, es decir, cuatro millones de euros, más un importe de 220.000 euros anuales durante los 40 años que dura el contrato. Y como tercera alternativa, Jiménez ha explicado que se podrá no abonar el canon inicial establecido pero si capitalizarlo durante los 40 años, con 425.000 euros anuales.

En cuanto a la renta fija, se sumaría a dicho canon un mínimo de 1.250.000 euros anuales a partir del cual los licitadores podrán presentar sus ofertas. Referente a la renta variable, se establece un mínimo de un 15% del beneficio bruto de explotación. Asimismo, se han realizado otras modificaciones que afectan al mantenimiento del complejo si bien, en los anteriores pliegos el concesionario se hacía cargo de todo ello, en este caso se ha matizado y el concesionario asumirá el mantenimiento ordinario del edificio y de las instalaciones mientras que la propiedad, es decir, el Palau de Congressos, asumirá la parte exclusivamente estructural del edificio.

Criterios de adjudicación

Respecto a los criterios de adjudicación, no se alteran las proporciones, siendo el 60% de oferta económica y valorándose solo la propuesta de renta fija. Y el 40% oferta técnica. El gerente ha añadido que "con estimaciones conservadoras se espera que esta infraestructura suponga un retorno de 37 millones de euros anuales para la ciudad". El plazo para la recepción de ofertas se ha establecido en 30 días, naturales a partir de su presentación en el BOE, de forma que en el mes de julio se habrá decidido sobre la adjudicación y así el proyecto contará ya con un gestor que se involucrará tanto en los detalles finales de equipamiento de la infraestructura como en la promoción y comercialización de la misma, de cara a su plena puesta en funcionamiento en los primeros meses de 2013.