www.nexotur.com

La rentabilidad hotelera se 'resintió' durante el pasado abril en todas las ciudades españolas, excepto en Sevilla y Barcelona

A diferencia de Barcelona, los festivos afectaron negativamente a la capital, más dependiente del business

jueves 07 de junio de 2012, 01:00h

En términos de rentabilidad durante abril, Barcelona y Sevilla son las únicas ciudades que mejoran respecto a los datos del año anterior, empujadas por su mayor 'tirón' turístico, frente a capitales como Madrid o Valencia, destinos tradicionalmente corporativos, según refleja el informe HotStats.

El crecimiento de la ocupación en Barcelona durante abril fue de 5,5 puntos en los hoteles de cuatro estrellas, y de 5,2 en hoteles de cinco. Precisamente estos últimos han sido los que registran la mayor subidade sus precios medios (15,3%) respecto al mismo periodo del año pasado, pasando de los 177,96 euros a los 205,27 euros.

Y es que hay que tener en cuenta que el pasado abril coincidió con la Semana Santa, factor que acentúa más esta segmentación entre ciudades. "Si bien es cierto que el precio medio del vacacional tradicionalmente suele ser inferior al del segmento corporativo, Barcelona y Sevilla han invertido esta tendencia en sus hoteles de cuatro y cinco estrellas", explica Albert Grau, socio-director de la consultora Magma TRI, responsable del estudio. El consultor destaca también la influencia "positiva" de los canales de distribución en este crecimiento.

En cuanto a Madrid, pese al aumento superior al 7% en su entrada de visitantes, su ocupación cayó hasta el 2,5% en los cuatro estrellas y el 3% en los de cinco. A diferencia de Barcelona, los días festivos afectan negativamente a la capital, ya que tiene un segmento corporativo superior al vacacional. Un efecto que generó la disminución en su GopPar (Beneficio bruto/habitaciones disponibles) del 20% en los cuatro estrellas y del 18% en los de cinco.

Palma mantiene sus cifras

Palma de Mallorca que durante el mes de abril ha visto como su ocupación descendía ligeramente un 0,7%, su precio por habitación siguió siendo alto situado en los 176 euros (un 2,9% más que en abril del 2011). "Este hecho junto con los nuevos desarrollos de hoteles de gama alta de reciente apertura, hacen de la isla un destino claramente posicionado hacia el cliente de poder adquisitivo alto", asegura Bruno Hallé, también socio-director de la consultora.

Valencia, por su parte, ha subido 4 puntos en ocupación, en parte gracias a una fuerte campaña realizada a través de las redes sociales con el objetivo de atraer demanda bajo el lema 'Valencia es un destino inmejorable en primavera'. Según Grau, "de seguir con esta tónica", Barcelona y Palma de Mallorca mejorarían sus datos frente al año anterior, mientras que Sevilla se mantendrá en niveles similares.