www.nexotur.com

Thomas Cook pierde cerca de 617 millones de euros, frente a las ganancias de más de tres millones del ejercicio anterior

El grupo turístico cerrará 200 puntos de venta en Reino Unido, de los cerca de 1.300 con los que cuenta

jueves 15 de diciembre de 2011, 01:00h

"Ha sido un año muy difícil para Thomas Cook", reconoce su director ejecutivo. El grupo turístico, que tuvo que retrasar la presentación de sus resultados por sus problemas de financiación, ha cerrado su ejercicio fiscal con unas pérdidas de 617,6 millones. Esto se debe en gran medida a la caída de beneficios en Reino Unido.

Thomas Cook ha cerrado su ejercicio fiscal, comprendido entre el 1 de octubre de 2010 y el 30 de septiembre de 2011, con unas pérdidas de 617,6 millones de euros. Este resultado contrasta con el beneficio de casi 3,6 millones de euros del año anterior, en el que sus resultados se vieron afectados por la nube de cenizas volcánicos.

Las pérdidas antes de impuestos han rondado los 473 millones de euros, frente a las ganancias de  50 millones del ejercicio anterior. Sin embargo, el volumen de negocios ha experimentado un significativo incremento del 10%, superando los 11.669 millones de euros.

Según apunta su director ejecutivo, Sam Weihagen, "este año ha sido muy difícil para el grupo", lo que les ha llevado a "promover cambios significativos e implementar un plan de recuperación para revertir nuestro bajo rendimiento en algunas áreas". No obstante, destaca que "los clientes nos han apoyado mucho en las última semanas y continúan reservando con Thomas Cook".

Entre los factores que han propiciado estas importantes pérdidas, Thomas Cook señala que los conflictos geopolíticos en determinados destinos del norte de África han dado lugar a una "dramática caída de viajes" desde los países del centro y sur de Europa, que no ha sido compensada por la buena marcha de Alemania y el norte de Europa. Además, en Reino Unido "nuestros clientes se han visto afectados por la disminución de sus ingresos y en muchos casos por la incertidumbre del empleo".

Plan para mejorar la rentabilidad

Para hacer frente a la complicada situación que atraviesa en este mercado, Thomas Cook ha iniciado un programa de reestructuración de su negocio con el que busca "mejorar significativamente la rentabilidad". Entre las acciones incluidas está el cierre de en torno a 200 puntos de venta, de los aproximadamente 1.300 con los que cuenta en Reino Unido.

Los resultados se han dado a conocer un día después de que Thomas Cook informase de que ha llegado a un acuerdo para vender su participación en cinco hoteles y un club de golf en España como parte de su plan para mejorar su situación y reducir su deuda. En concreto, el grupo turístico traspasará de su participación en Hoteles y Clubs de Vacaciones a Iberostar por 94 millones de euros.