www.nexotur.com

El Gobierno ve ‘demasiado ambicioso’ que el Turismo español pretenda alcanzar las cifras existentes antes de la crisis

Sebastián reconoce que el Sector requiere ‘ciertas regulaciones’ en el ámbito de las agencias de viajes

lunes 30 de mayo de 2011, 01:00h

Es "demasiado ambicioso" que España se planté alcanzar las cifras de llegada de turistas registrada en 2007, cuando casi 60 millones de personas visitaron el país, según el ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián. De todas maneras, ha señalado que los datos obtenidos durante este ejercicio "son buenos".

Los datos registrados antes de la crisis económica fueron "excepcionales", por lo que repetir esos números es un reto complejo, ha asegurado Miguel Sebastián durante su ponencia ante la Comisión de Industria, Turismo y Comercio en el Senado. No obstante, se ha mostrado satisfecho con los resultados obtenidos durante los primeros meses de 2011, puesto que las cifras del presente ejercicio "doblan" las previsiones realizadas tanto por el Gobierno como por la Organización Mundial de Turismo (OMT).

En ese sentido, ha reconocido que "hasta los propios empresarios del Sector Turístico preveían para este año un descenso en la llegada de turistas", por lo que ha resaltado las "buenas" cifras obtenidas durante los cuatro primeros meses del año, donde se ha dado un incremento en la llegada de visitantes de un 8% con respecto a 2010. Pese a este aumento, el ministro ha reconocido que lo importante es que esta mejora se traduzca en una mayor creación de empleo, "como ha sucedido en Canarias", por lo que ha pronosticado que los datos de mayo y junio van a reflejar un "crecimiento en el empleo derivado del Turismo".

Alternativas para mejorar

Por otro lado, Sebastián ha explicado que se están buscando "fórmulas imaginativas" en lo referente a la flexibilización de los horarios comerciales en las zonas turísticas, con el objetivo de que "ni el Turismo ni los pequeños empresarios salgan perjudicados". "Cuando llegan turistas los domingos o festivos se encuentran con los comercios cerrados" por lo que ha instado a "buscar medidas que no dañen ni al Turismo ni al pequeño comerciante".

Asimismo, ha resaltado también la necesidad de "mejorar el atractivo" del litoral español y de las costas peninsulares, con el objetivo de atraer turistas de "más calidad" que "gasten más en todas las épocas, y no solo en verano". En ese sentido, ha reiterado su apuesta por el desarrollo del Plan Litoral siglo XXI, que supone una "concreción" del Plan Turismo 2020, cuya magnitud del proyecto, así como su carácter de largo plazo, requiere la "adhesión" al mismo de las Comunidades Autónomas involucradas y la "implicación" de las organizaciones empresariales y sindicales.

Finalmente, el ministro ha reconocido que aunque España "esté entre los diez primeros países más competitivos a nivel turístico", el Sector requiere ciertas regulaciones en el ámbito de las agencias de viajes. En relación a ello, ha resaltado la "sobredimensión" que existe en torno a esta industria, por lo que se ha comprometido a "seguir ayudando" a las agencias para llevar a cabo una "reestructuración ordenada" del Sector, puesto que el número de agencias existentes en España en función del número de habitantes es "más elevado" que la media europea.