www.nexotur.com

EL GOBIERNO DE CANARIAS NOMBRA UNA NUEVA DIRECTORA DE PROMOCION

Las asociaciones canarias critican el nombramiento de la nueva directora de Ordenación y Promoción

Las patronales del Sector creen que Esther Dunia Alvaro Soler no tiene experiencia en el mundo del Turismo

miércoles 08 de septiembre de 2010, 01:00h

Las principales patronales turísticas del archipiélago canario se han opuesto al nombramiento de Esther Dunia Alvaro Soler como nueva directora general de Ordenación y Promoción Turística del Gobierno autonómico porque consideran que no tiene experiencia en el Sector.

La Federación de Empresarios de Hostelería y Turismo de Las Palmas (FEHT), la Asociación Hotelera y Extrahotelera de Tenerife, La Palma, La Gomera y el Hierro (Ashotel), la Asociación Insular de Empresarios de Hoteles y Apartamentos de Lanzarote (Asolan) y la Asociación de Empresarios de Hostelería y Turismo de Fuerteventura (Aehtf) han explicado que Alvaro Soler ocupaba un cargo en la Policía Municipal y han criticado que "una vez más se confunde la promoción y la cualificación política con la promoción y cualificación turística". 

Además, las asociaciones han destacado que una de las claves del Turismo es el conocimiento de los mercados, los turoperadores, las líneas aéreas, los competidores y el propio destino, cuestiones "imprescindibles" para el diseño y desarrollo de la estrategia promocional.

Así, la potenciación de la Consejería de Turismo del Gobierno de Canarias requiere, según las asociaciones, que al frente de la misma estén las personas "más capacitadas para llevar a cabo una gestión eficiente".

"No parece que un nombramiento como el que se propone apunte en esta dirección, lo cual merece el rechazo de las patronales turísticas del archipiélago", han añadido.

Ampliar la conectividad aérea del archipiélago

De la misma forma, los representantes empresariales han llamado la atención sobre la necesidad de "planificar y desarrollar una estrategia a medio plazo, con sus recursos correspondientes", que contemple una "política de conectividad aérea con todas las capitales europeas, coordinada con promociones específicas y direccionales, así como una mejora de los espacios públicos, playas y paseos marítimos".

Estas políticas generarían una "gran actividad económica", como ocurrió el año pasado, lo que permitiría que la Hostelería, el comercio, la restauración, el transporte, el ocio, la construcción y la agricultura "recuperaran la rentabilidad perdida, posibilitando una renovación integral".