www.nexotur.com

Costa Rica incentiva la inversión hotelera española a través de exenciones tributarias y facilidades administrativas

En la última década, el capital procedente de España invertido en el Sector asciende a casi 22.000.000 millones de euros

lunes 10 de diciembre de 2007, 01:00h

Sol Meliá, Occidental y Barceló son las tres cadenas españolas que más presencia tienen en el país a través de inversión directa propia y franquicias. Los hoteles concentran el 96% del total de la inversión turística de origen español. Restaurantes y locales de ocio nocturno atraen el resto.

Con un promedio de más de millón y medio de visitas por año, el turismo representa el principal motor de la economía de Costa Rica, tal y como indicó el Ministro de Turismo del país, Carlos Ricardo Benabides Jiménez, durante la pasada edición de la Cumbre Iberoamericana de Ministros y Empresarios Turísticos (CIMET). El sector turístico representa "el 7,5% del PIB nacional", según señaló. La mayoría de los turistas provienen de Estados Unidos y Europa, con una "estancia media de trece noches", lo que se tradujo en un volumen de divisas de más de 1.213 millones de euros durante 2006.

En base a ésto, el gobierno desarrolló el ‘Plan Nacional de Desarrollo Turístico Sostenible 2002-2012’, cuyo objetivo es "fomentar un crecimiento ordenado" del sector y redistribuir los ingresos "de una forma más equitativa", evitando "impactos importantes sobre la riqueza natural", apuntó Benabides. Una de las principales vías para alcanzar esta meta es atraer y fomentar la inversión extranjera procedente de España, que durante la última década ha alcanzado una cifra acumulada de casi 23.000.000 millones de euros, de los cuales el 96% han estado destinados al Sector Hotelero. Los principales focos de la inversión están localizados en las regiones de San José, Gaunacaste, Puntarenas y Limón. Sol Meliá, Barceló y Occidental son las tres cadenas españolas con mayor representación, a través de modelos de inversión directa (propia y combinada) y franquicias.

Incentivos para hoteles

El Plan de Desarrollo Turístico recoge incentivos específicos para la inversión hotelera española. En primer lugar, la exención sobre los impuestos y tarifas aplicadas a la importación o compra local de artículos indispensables para la operación o instalación de nuevas empresas, o de empresas existentes que amplíen sus servicios, así como la construcción, expansión o remodelación de la estructura respectiva. Esta exención excluye los impuestos sobre la venta, excepto cuando se trate de la inversión inicial para adquirir artículos y materiales indispensables para la construcción. Además, las ampliaciones, transformaciones y adquisiciones de equipo no están sujetas al pago del impuesto sobre las ventas.

Otros incentivos son la depreciación acelerada de los activos que, por su naturaleza, se extinguen con mayor rapidez, de conformidad con la ley del Impuesto sobre la renta, y la autorización del Banco Central de Costa Rica para hoteles con clientes foráneos para aceptar divisas. Además, las licencias municipales serán otorgadas en un máximo de 30 días calendario desde que se presenta la solicitud.