www.nexotur.com

LOS DESCUENTOS AFECTAN A LOS RESULTADOS DEL SECTOR

La facturación en Palma de Mallorca durante el verano baja entre un 10% y un 15% respecto a la de 2008

Los hoteleros han expresado su incertidumbre por los resultados de los últimos días de septiembre

martes 22 de septiembre de 2009, 01:00h

La capital balear, Palma de Mallorca, dará por concluida en las próximas semanas una temporada turística caracterizada por "reservas muy tardías", con sólo una semana de antelación al viaje, y un descenso en la facturación de entre el 10% y el 15% respecto a los resultados de 2008, según la Asociación Hotelera de Playa de Palma.

El presidente de la asociación, Francisco Marín, ha manifestado que la temporada de verano ha sido "muy complicada" y en ella los empresarios del Sector han estado "constantemente en jaque" porque se han visto obligados, "desde antes de comenzar julio", a hacer "importantes descuentos".

Marín ha añadido además que, "aunque sólo han cerrado tres establecimientos en lo que llevamos de mes", en octubre "sí se producirán cierres adelantados" por los malos datos de ocupación que se están registrando, concretamente del 75%, cuando la cifra normal es del 85%. "Las cifras de este mes de septiembre no han llegado, ni de lejos, a las de 2008", ha subrayado el presidente de la asociación.

En cuanto a los mercados que han registrado los mayores descensos, el representante hotelero ha explicado que éstos se han producido "principalmente en el británico y el español", aunque el alemán -que es el principal en Playa de Palma con un 75% del total de turistas- "también se ha comportado mal" con un "acusado descenso" respecto a la temporada pasada por la crisis económica, la incidencia de la gripe A y los atentados terroristas.

En este sentido, Marín ha recordado que se han dado otras temporadas turísticas "complejas o malas" con anterioridad y, sin embargo, lo peor de la actual es "no poder tener cálculos sobre cómo serán los próximos quince días" de temporada. Así, los hoteleros se encuentran en una situación que "complica mucho" la actividad del segmento por sus repercusiones laborales y, en general, por las diferentes previsiones que hay que llevar a cabo.

Por su parte, la concejal de Relaciones Institucionales, Turismo, Comercio y Consumo de Palma, Joana Maria Borràs, ha expresado sus "dudas" de que en el final de la temporada el descenso en la afluencia de visitantes "alcance el 15%" y ha recordado que Baleares es la Comunidad autónoma que "mejor ha aguantado la recesión y en la que la disminución del número de viajeros ha sido menos acentuada".

Las reservas de última hora, tónica general del verano

Borràs ha reconocido, sin embargo, que las reservas y contrataciones "muy de última hora" fueron la tónica general del verano pasado y ha explicado este hecho porque los viajeros "esperan obtener un mejor precio" en la compra de sus vacaciones a costa de las ofertas de la industria alojativa, que ha estado "muy sometida" a esta situación.

Además, Borràs ha señalado que las previsiones iniciales respecto a los datos del verano eran "mucho peores de lo que en realidad han sido" y se ha mostrado convencida de que la temporada turística de 2010 será "mucho mejor que ésta", porque "tenemos un posicionamiento fuerte, incluso en momentos difíciles" como el actual.

Por último, la concejal de Turismo ha destacado la importancia de mantener la línea de actuación que está desarrollando Palma de Mallorca en lo que respecta al Turismo y que se basa en "dinamizar la zona comercial de la ciudad", "continuar con la colaboración ya establecida con Bilbao y Sevilla" y llevar a cabo la apertura a nuevos mercados en Asia y Oriente, como la reciente conexión vía aérea de Palma con Tel Aviv (Israel).