www.nexotur.com

El 25% de los turistas que participan del ocio nocturno de Madrid lo forman los viajeros de negocios

Las Jornadas sobre Ocio Nocturno han revelado datos que ponen de manifiesto el estancamiento del sector ocio en la capital

martes 20 de noviembre de 2007, 01:00h

Las segundas Jornadas Técnicas sobre Ocio Nocturno desarrolladas por la Asociación Madrileña de Empresarios por la Calidad del Ocio (ECO) han destacado que el 25% de los turistas que participan en el ocio nocturno de Madrid lo integran los viajeros de negocios. Asimismo, han revelado datos sobre las perspectivas empresariales del ocio.

La realización de estas jornadas, llevadas a cabo en la Delegación de Economía y Empleo del Ayuntamiento de Madrid, pretende consolidar la creación de un foro de debate que sirva de punto de encuentro para la reflexión técnica, empresarial e institucional acerca de la actividad social del ocio y los sectores económicos afines.

La jornada inaugural ha tenido como tema central la ‘evolución económica y las nuevas tendencias en el sector del ocio’, donde se ha destacado que la mitad de las personas que participan de las actividades de ocio en la capital son turistas y, de éstos, el 25% pertenecen al turismo de negocios.

Asimismo, en esta jornada ECO presentó los resultados del Estudio de Perspectivas Empresariales del Ocio llevado a cabo mediante la realización de 152 encuestas en locales de ocio nocturno representativos de la Comunidad de Madrid.

La primera jornada en datos

Los principales datos arrojados por el estudio ponen de manifiesto que el proceso de estancamiento del sector durante los últimos años empeora y por primera vez presenta números rojos, ya que los empresarios esperan para 2008 un retroceso de un cuarto de punto (-0,26%) en su volumen de negocio y una valoración negativa de la evolución de las empresas y del propio sector que recibe una puntuación de 4,5 sobre 10. De hecho, el 30% cree que la situación de su empresa será peor el próximo año y ve peligrar su futuro empresarial.

Las causas de esta situación son de diversa índole y alcance, destacando los cambios sociales demográficos y de envejecimiento de la población, la progresiva incorporación de hábitos sociales y de consumo anglosajones, la presión de los horarios comerciales y laborales, el deterioro de la trama urbana del ocio, la pérdida del poder adquisitivo de la economía doméstica y los problemas de transporte nocturno, entre otras.

En relación al tipo de ocio que se demanda a la hostelería nocturna y recreativa, ECO reitera el compromiso del sector con los principios de la responsabilidad social corporativa apostando por un modelo de ocio de calidad como punto de partida para abordar el proceso de ordenación del ocio ciudadano.